C/ Carmen 3, 19001 Guadalajara -- Avda. General Villalba cv Calle Medinilla 2, 45003 Toledo -- Pso. de la Castellana 141 -Plta. 19 Edificio CUZCO IV, 28046 Madrid
  • Rodrigo Abogados
  • Rodrigo Abogados

DERECHO A RECLAMAR UNA INDEMNIZACIÓN POR LA INCLUSIÓN EN REGISTROS DE MOROSOS.

Importante ha sido la repercusión que en medios ha tenido la reciente Sentencia del Tribunal Supremo, de 23 de marzo de 2018, por la que se venía a manifestar que la inclusión de los datos de una consumidora en los ficheros de morosos de ASNEF y BADEXCUG suponía una vulneración del derecho al honor de la afectada y, además de obligar a cancelar los mismos, establecía una indemnización a favor de la perjudicada, en la suma de DIEZ MIL EUROS, que debía abonar la empresa que procedió a la inclusión; y ello con independencia de que la deuda sea o no cierta.

 

 

Establece el Tribunal Supremo en la citada Sentencia que, en relación al tratamiento de datos automatizado, ha de regir el principio de calidad de los datos. Esto es, que sean exactos y adecuados para la finalidad que le es propia (la de acreditar que existe una incapacidad financiera, y no el mero impago de una pequeña factura); sin que resulten excesivos respecto de la situación real en que se encuentra el afectado por la inclusión. Y lo hace en consonancia con lo establecido en el artículo 29.4 de la Ley Orgánica de Protección de datos, respecto de la inclusión de datos referidos a registros de morosos, ya que en tal punto, adquiere, si cabe, mayor relevancia el citado principio de calidad de los datos, en tanto en cuanto tal precepto establece que “Sólo se podrán registrar y ceder los datos de carácter personal que sean determinantes para enjuiciar la solvencia económica de los interesados y que no se refieran, cuando sean adversos, a más de seis años, siempre que respondan con veracidad a la situación actual de aquéllos”  y parece evidente que una pequeña deuda, referida a un consumo telefónico, que además se discute por la perjudicada, no supone, en principio, base suficiente como para generar la inclusión en tal fichero.

 

Por tanto, cuando algunas empresas proceden a la indebida inclusión de los perjudicados en las listas de morosos, en relación a pequeñas deudas que, en algunos casos, son discutidas y que, de todas formas, no suponen una acreditación de la situación económica en que se encuentra aquel que se ha visto agregado, supone una vulneración de su derecho al honor, consagrado en el artículo 18.4 de la Constitución Española y, consecuentemente, se habrá de indemnizar tal indebida vulneración de derechos fundamentales, como así ha señalado el Tribunal Supremo, al condenar por tal hecho, al abono de una suma de DIEZ MIL EUROS como indemnización por tal concepto.

 

Pero no solamente lo anterior, ya que el Tribunal Supremo va más allá al enumerar determinadas conductas que no pueden consentirse en relación a la indebida inclusión en tales ficheros.

 

Así, entiende la Sala que, además de regir el principio de calidad de los datos, en relación, también, a la finalidad del fichero, tal inclusión no puede utilizarse, como casi siempre sucede cuando se trata de supuestos de nimias supuestas deudas, como una presión ilegítima para que los afectados procedan al pago de lo supuestamente debido y lograr así ser eliminados de un fichero en el que, realmente, no debían estar incluidos.

 

Igualmente, sostiene el Tribunal Supremo que aunque se produzca un pago parcial de lo reclamado ello no quiere decir que se admita la totalidad y realidad de la deuda, ni tampoco que se deba exigir a un particular, en relación a lo anterior, una conducta propia de un profesional, como siempre es la empresa que procede a solicitar la inclusión en los ficheros de los datos del perjudicado.

 

Finalmente, se manifiesta que carece de relevancia el hecho de que la empresa que efectúa la inclusión o la reclamación sea una cesionaria del crédito que supuestamente ostentaba la original acreedora. Esto es, el hecho de que sea una empresa de recobro la que efectúe la reclamación de la supuesta deuda que se pudiese ostentar con una empresa, por ejemplo, de telefonía, no supone impedimento alguno para que se produzca la lesión del derecho al honor del perjudicado y, así, nazca la posibilidad de reclamar una indemnización a la entidad que ha procedido de tal forma.

 

En suma, si usted es consumidor y se encuentra perjudicado por unos hechos como los descritos, por haber sido incluido en un fichero de morosos por una supuesta nimia deuda que le reclame cualquier empresa prestadora de servicios, ha de saber que ello puede suponer una vulneración de su derecho al honor y que, consiguientemente, podría ser indemnizado, como ha sucedido en el supuesto resuelto por el Tribunal Supremo. En Rodrigo Abogados podremos ayudarle e informarle respecto de los pasos que se han de dar al respecto.

 

Rodrigo Abogados

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload